Cuando alguien visita tu web es un usuario anónimo. Un formulario es esencial para convertirlo en algo más. Que estén dispuestos a compartir su información personal contigo indica que son conscientes de que van a empezar algún tipo de relación que se puede traducir en negocio para ti.

¿Para qué puedes utilizar un formulario?

  • Para recopilar información y conocer la opinión sobre algo.

  • Reservar citas previas por ejemplo en peluquerías o talleres.

  • Reservas de restaurantes u hoteles.

  • Solicitar información.

  • Suscribirse a un boletín de noticias.

  • Solucionar dudas.

  • Recibir CV para un apartado de ofertas de empleo.

  • Conseguir datos de contacto de tus clientes: teléfonos para llamar más adelante o correos electrónicos para ofrecerles tus productos y ofertas.

Nuestras recomendaciones

1.- Para estructurar y organizar un formulario

Solicita única y exclusivamente los campos necesarios. Cada campo de más que solicites al usuario es una posible barrera a la conversión. El formulario es un “impedimento” entre el usuario y su objetivo final, la compra. Deben estar los campos en su mínima expresión, y ser los suficientes como para poder tramitar la solicitud del usuario.

Si pides datos sensibles (DNI, teléfono, edad…) explica porqué. Cuando los usuarios se encuentran con la petición de un dato que consideran sensible, justo en ese momento, se les pasa por la cabeza si merece la pena enviar el formulario. Si es necesario, explica por qué. Por ejemplo, si en la compra de unas entradas de cine a través de un formulario web pido el teléfono (y es necesario en mi proceso de compra) y el texto explicativo que acompaña al campo dice “Lo utilizaremos para enviarte el código de las entradas y que puedas entrar con él si lo deseas” no solo no me parecerá mal, sino que me parecerá genial, y no solo habremos obtenido el dato, sino que habremos mejorado la experiencia del usuario.

Ordena la información de forma lógica, haz un borrador antes de empezar a diseñarlo. Las personas cumplimos mejor las tareas si lo hacemos en bloques de información que tienen sentido. En los formularios web debemos organizar los datos solicitados en grupos que ayuden al usuario a completarlo. Debemos ponernos en su lugar, y ver el formulario bajo su punto de vista.

2.- Para los textos que acompañan a cada uno de los campos o etiquetas, te recomendamos:

Las etiquetas de los campos deben ser cortas y describir muy bien lo que los usuarios tienen que rellenar.

No uses mayúsculas para las etiquetas. Aunque para pocas palabras pueden funcionar bien, no lo hacen para un número de palabras mayor, y no podemos usar letras mayúsculas en unas sí y en otras no, debe existir coherencia. Se ha demostrado que a los usuarios les cuesta un poco más leer letras mayúsculas, así que mejor, no las uses.

Los textos de las etiquetas deben ser cortos. Se debes evitar etiquetas demasiado largas para que el usuario escanee rápidamente los datos solicitados.

3.- Ayuda y retroalimentación

Debe ser intuitivo. Es necesario que ayudemos al usuario con los errores que se produzcan y que pueda terminar enviando el formulario.

Confirma que los datos estarán seguros: todos somos reacios a dar información personal, especialmente online. Incluye un enlace a tu política de privacidad, justo debajo del formulario o como una nota a pie de página, para confirmar que los datos se mantendrán seguros. También puedes informarles que sus direcciones de correo electrónico no serán compartidas, vendidas ni añadidas a listas de marketing.

4.- Recomendaciones de usabilidad para los campos obligatorios

Si todos los campos son obligatorios deberías informar al usuario al principio. Por ejemplo mediante la frase “Todos los campos son obligatorios”.

No incluir ningún campo opcional en el formulario. Es decir, si no se necesita la información, mejor no preguntar por ella.

Anímate a crear un formulario personalizado de contacto o de recogida de datos en tu sitio web.

Es muy sencillo. Añade un bloque de formulario > haz clic encima > personalízalo.
Entra en Herramientas > Formularios y edítalo fácilmente o crea uno nuevo. Puedes insertar listas desplegables, campos de texto, campos de fecha, checkboxes, etc.
Además, líbrate del spam utilizando Google reCAPTCHA.

En el webinar de esta semana nos centraremos en los formularios para enseñarte a crear uno lo más optimizado posible para tu empresa. ¡Suscríbete a nuestro canal de YouTube! ¡No te lo pierdas!

Los formularios son un paso necesario en la consecución de los objetivos de los usuarios en su solicitud de información, de compra de servicios o productos. Cualquier mejora que realices hará que mejoren las tasas de conversión de la página.¿Te ha sido útil el post? Comparte con nosotros tus dudas y opiniones.